viernes, 8 de julio de 2011

Iberoamérica: Grupos provida 'paran lo pies' a embajadora USA pro gay

 
"Sra. Aponte, en clara violación a las reglas de la diplomacia y a las leyes de derecho internacional, usted pretende venir a imponernos... algo ajeno a nuestra idiosincrasia, disfrazándolos de supuestos “derechos humanos”".
  
REDACCIÓN HO.- Hace un mes, la embajadora de EE.UU en El Salvador, Mª Carmen Aponte, escribió un artículo en favor de la agenda gay y de la ideología de género liderada abiertamente por el Gobierno de Obama, con Clinton a la cabeza.

Plataformas cívicas provida y en favor de la familia en El Salvador e Iberoamérica se pusieron de inmediato manos a la obra para protestar por el 'desglose' de argumentos de la embajadora lleno del vocabulario típico eufemístico e ideológico de estas corrientes.

Reproducimos íntegra la carta publicada tanto en El Salvador, como en Bolivia y otros países de Iberoamérica y a la que HazteOir.org y Derecho a Vivir se adhieren.

En referencia a lamentable artículo publicado por la embajadora Aponte en La Prensa Grafica, el 28 de junio de los corrientes.

Embajadora Aponte: No se meta con nuestros Valores

Una de las principales reglas de la diplomacia, probablemente la más importante para establecer relaciones de respeto mutuo entre las naciones, es la circunspección: prudencia ante las circunstancias para comportarse debidamente, seriedad, decoro y gravedad en acciones y palabras. Otra regla fundamental en el ejercicio de las relaciones diplomáticas, es la de no desdeñar las tradiciones y costumbres del país huésped. Además, la prudencia y la templanza son reglas elementales de la buena educación.

Por otro lado, la Convención de Viena en su artículo 41 y la Resolución 2625 (XXV) de la Asamblea General de Naciones Unidas- 24-10-70, que contiene la Declaración Relativa a los Principios de Derecho Internacional Referentes a las Relaciones de Amistad y a la Cooperación entre los Estados de Conformidad con la Carta de las Naciones Unidas establecen que los diplomáticos están obligados a no inmiscuirse en los asuntos internos del estado receptor y que los estados tienen el deber de respetar la personalidad de los demás estados.

Sra. Aponte, en clara violación a las reglas de la diplomacia y a las leyes de derecho internacional, usted pretende venir a imponer a los salvadoreños, desdeñando nuestros valores profundamente cristianos, una nueva visión de valores extranjeros y extraños, totalmente ajenos a nuestra idiosincrasia, disfrazándolos de supuestos “derechos humanos”

¿Cómo se atreve, Sra. Embajadora, darnos clase con aires de superioridad, acerca de derechos humanos, cuando en su país legalmente se asesinan de la forma más cruel y despiadada a millones de bebés no nacidos indefensos y vulnerables? ¡Son descuartizados, quemados, envenenados vivos, aún hasta cuando tienen 9 meses de gestación! ¡Ustedes llaman a eso “derecho a decidir”! ¡También lo llaman modernidad y progreso!

El caído Imperio Romano era considerado moderno y progresista. Abortaban a los bebés, asesinaban a los recién nacidos, y sostenían igualmente relaciones homosexuales, bisexuales, incestuosas, pedófilas, zoófilas, y orgías. Tal decadencia los volvió vulnerables sucumbiendo ante los turcos.

En lo único que estamos de acuerdo con su escrito, es en repudiar la violencia contra los homosexuales, bisexuales, transexuales, etc.; contra éstos, como contra flacos, gordos, altos o bajos... Esto, por supuesto, no implica aceptar la unión legal entre personas del mismo sexo o que se vayan agregando nuevas modalidades de familia como bisexuales, trisexuales, multisexuales y todo el abanico existente en la gama de alternativas de las preferencias sexuales. No aceptar la legitimidad de la “diversidad sexual” no significa que estamos violentando algún derecho humano.

No puede hablarse de progreso si es así como se define lo moderno. Preferimos sentirnos orgullosamente “anticuados”, mantener nuestros valores morales, preservar a nuestras familias y tener claridad entre los principios que definen el bien y el mal.

Las siguientes organizaciones apoyamos la valiente protesta hecha por las organizaciones salvadoreñas en defensa de sus valores e identidad cultural.

IBEROAMÉRICA

Fundación Sí a la Vida El Salvador

Fundación Carisma

Fundación Crea

Fundación Vida y Familia

Fundación Internacional por el Rescate de la Esperanza - FIRE

Alianza Latinoamericana para la Familia –ALAFA - Venezuela

Asociación Provida de Venezuela - PROVIVE

Provida Honduras

ALAFA Honduras

ANPROVIDA Nicaragua

Asociación Sí a la Vida Guatemala

ESPAÑA

Plataforma Cívica HazteOir.org

Derecho a Vivir

http://www.diario7.com.ar/
Escríbanos a ed.dia7@gmail.com