miércoles, 18 de enero de 2012

Mendoza: Multan a los padres de menores que van a boliches

Es por una ley sancionada que busca regular la presencia de menores en los lugares de diversión nocturna. Las multas van desde mil a tres mil pesos. El ministro de Desarrollo Social dijo que "los padres ven saludable la intervención del Estado"

Los padres de cuatro menores de edad fueron multados por personal del Ministerio de Desarrollo Social de Mendoza tras haber identificado a los adolescentes en el interior de locales bailables en horarios no permitidos.

Según se informó hoy desde el gobierno provincial, "en cada uno de los casos los padres deberán abonar una multa que va de los 1000 a los 3000 pesos, o la realización de tareas sociocomunitarias".

En tanto, los propietarios del local dentro del cual fueron hallados los adolescentes menores de 18 años "deberán saldar una multa que va desde los 5.000 hasta los 25.000 pesos o cumplir 15 días de arresto".

Los menores fueron identificados por inspectores de la Dirección de Juventud del Ministerio de Desarrollo Social, que dispuso además el cese de actividades en locales donde no se cumplía con los requisitos establecidos por la ley, como desvirtuación de rubro, y por sobrepasar el factor ocupacional.

El operativo se realizó este último fin de semana en conjunto conla Dirección de Niñez, Adolescencia y Familia (Dinaf) y la Dirección de Relaciones con la Comunidad del Ministerio de Seguridad.

Una vez identificados por personal de la Dinaf, los jóvenes fueron retirados por sus padres, quienes deberán ahora enfrentar sanciones por permitir que su hijo o hija menor de edad se encontrara en un sitio de diversión nocturna para mayores de 18 años.

En el caso de reincidencia, las penas aumentan tanto para padres como para empresarios de la noche y van desde los 3000 a los 5000 pesos o diez días de arresto para los progenitores; y el pago de entre 25.000 hasta 50.000 pesos y la clausura definitiva para el local.

Según se indicó, durante 2011 se labraron más de 800 actas de infracción en las que las principales causas fueron la desvirtuación de rubro, factor ocupacional del local excedido e incumplimiento en cuanto a los horarios que fija la nueva Ley de Diversión Nocturna.

En ese sentido, el ministro de Desarrollo Social y Derechos Humanos, Guillermo Elizalde, contó a Radio 10 que "la ley data de 1996 y plantea la necesidad de acompañar a los menores de 18 en los sitios de diversión nocturna".

"Hace un año se modificó el código de faltas y se estableció la sanción a padres y dueños de boliches; o sea, hay control y acompañamiento hacia la familia y sanción hacia la discoteca", explicó el funcionario.

Según Elizalde, "la intervención al boliche es necesaria, el Estado tiene que tener presencia activa", y destacó que en el caso de los padres "la multa es de mil a tres mil pesos o la realización de tareas comunitarias para evitar la multa. En caso de reincidencia, la multa es más cara y prevé días de arresto para los padres que no quieran pagarla".

Y aseguró que "a los padres les cae bien cuando se les comunica la sanción; mucha gente ve saludable que intervenga el Estado".

http://www.diario7.com.ar/ 
Escríbanos a ed.dia7@gmail.com