martes, 22 de mayo de 2012

La adivinación nocturna en TV se aprovecha de personas vulnerables


Casi una decena de videntes surgen en la franja nocturna de la televisión, asegurando que gracias a sus poderes supraterrenales son capaces de adivinar el futuro y eliminar la energía negativa entre otras cosas. Se acusa a estos programas de ser un timo y una estafa. Así lo cuenta Pablo Albacete en el diario Qué.

Predicen el futuro de una persona mediante el uso de las cartas, con sólo oír la voz, a través del fuego o incluso con fichas de dominó. ¿Quién no ha tenido una noche de insomnio y ha encendido la televisión en busca de contenidos de entretenimiento? Lo que se habrá encontrado es que el esoterismo y la adivinación se han adueñado de la franja nocturna bajo un escenario dantesco y peculiar. En torno a las 2:30 de la madrugada se pueden encontrar hasta ocho cadenas generalistas ‘conquistadas’ por brujos y adivinos dispuestos a ’solucionar’ la vida a quien lo desee mediante llamadas telefónicas.

Un ambiente singular

Sus servicios abarcan desde la predicción del futuro en varias temáticas a la eliminación de la energía negativa o el mal de ojo bajo rituales ascéticos y místicos. La atmósfera creada es sorprendente. Música en directo, decorado arcaico, una mesa en ocasiones sobrecargada de velas e instrumentos místicos y, en el medio, los protagonistas, a veces acompañados de una conductora del programa que no deja de ‘deleitarse’ con los poderes sobrenaturales de los mismos. Las equivocaciones se suceden, ‘adivinan’ cosas que los propios televidentes niegan y se atreven a predecir hasta el número ganador de la lotería.

Un negocio rentable

El coste a veces es todo un misterio. El 806 de Cuatro Astros cuesta 1,18 euros Red fija y 1,53 euros Red Móvil por minuto. Si la persona pretende entrar en directo con el vidente sólo dispondrá de un minuto para recibir la adivinación. Si lo desea, puede contactar con otros adivinos y estar al teléfono hasta 30 minutos. Sin embargo, ¿cuántas llamadas se necesitan para contactar en directo con el televidente deseado? Detrás de todo esto se encuentra un negocio muy rentable.

Más de una hora al teléfono sin respuesta

Isabel Escribano, una televidente, cuenta su experiencia en una noche que intentó interactuar con la vidente de Astro TV (La Sexta) Silvia Raposo. “Hice tres llamadas, la primera de media hora sin darme servicio y dándome largas y luego me cortaron la llamada, la segunda de 20 minutos y también me dieron largas y la última de 20 minutos para quejarme, que me dio lo mismo. Me gasté casi 100 euros”, asegura. Los foros en internet arden en torno a esta temática, así como diversos blogs denunciando esta actividad. Acusan a estos programas de tratarse de un timo y una estafa.

“El formato está dirigido a las personas más vulnerables”

Para el psicólogo Luis Muiño, “el formato está dirigido a individuos que pasan por un momento de estrés, que son más vulnerables y necesitan una ayuda o un ápice de esperanza de forma desesperada. Este es el motivo de que estos programas sean viables en la nocturnidad; es aquí donde la persona da más vueltas a sus problemas”. Añade que, siempre que exista un control interno, y desde el punto de vista psicológico, “los comentarios que vierten estos adivinos suelen ser alentadores y, por tanto, positivos. Se produce daño psicológico si se predice algo que nunca llega a suceder”.

Las videntes de la televisión actual

Sandro Rey ‘bendice’. Se atreve a detectar enfermedades a distancia, describe el lugar en donde vives, e incluso predice el número de la lotería de navidad. Siempre termina con ‘bendiciones’.

Aída Romero lo decreta. Se denomina la diosa del fuego. Quemando una hoja de laurel considera que es capaz de vaticinar el futuro de quien quiera. Suele acabar sus alocuciones con: “lo decreto”.

Silvia Raposo, ‘médium’ desde niña. Esta vidente de Astro TV predice el futuro a través de las cartas del tarot. Fue capaz de aconsejar a una persona que dejara a su pareja porque no le convenía.

Soluciones esotéricas

Sandro Rey: “Faltaría más, te digo el número de la lotería de navidad. Será el 5015″.

Aída Romero: “Le dije a un amigo que iba a granizar mucho y se caerían las Torres Gemelas, y así sucedió”.

Sandro Rey: “Para conocer el amor, te espera un viaje corto. Puede ser en metro”.

Rene Philippe: “Al siguiente que entre en directo le pago la factura de la luz”.

Fuente: Qué / Infories

Escríbanos a ed.dia7@gmail.com